El pasado 9 de enero de 2014, la Comisión Europea decidió conceder una prórroga adicional de seis meses para la aplicación de la normativa SEPA, en la cual se incluye la obligatoriedad de utilizar el CÓDIGO IBAN, de forma que su cumplimiento no será exigible hasta el próximo 1 de agosto de 2014. Sin embargo, los Bancos esperan aplicar la normativa SEPA lo antes posible, por cuanto que su incumplimiento en plazo puede suponerles sanciones. DESCARGAR PDF